DEJE SUS OPINIONES AL FINAL DE CADA NOTICIA

LA NOTICIA DESTACADA

Concepcionera se consagró campeón departamental

Concepción.- (CN) Se disputaron las finales de revanchas en sub 15 y mayores culminó la etapa departamental, donde la selección concepcione...

10 ago. 2015

Menonita sigue secuestrado y Peón es liberado

El peón paraguayo Silvano Pérez Martínez (55), secuestrado el sábado último junto al menonita Abrahan Fehr Banman (35), fue liberado anoche con un escrito con “recomendaciones” del autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP). 
Sin embargo nada se sabe del colono, por quien se intentó pagar 20.000 dólares, dinero que los terroristas nunca retiraron del lugar pactado. El nuevo plagio, que se produce mientras sigue en cautiverio el policía Edelio Morínigo (26), dejó completamente desorientada a la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC), cuyo vocero fue desautorizado ayer por el fiscal Joel Cazal. Un testigo dijo que pretendían raptar a otro menonita.

El trabajador Pérez Martínez fue liberado entre las 20:30 y las 21:00 de ayer, en la zona del ramal que une Tacuatí con la Ruta III “General Elizardo Aquino”. López caminó varios kilómetros para llegar a su casa, ubicada en el centro de Tacuatí. La humilde vivienda de alquiler está ubicada a 600 metros de la residencia donde vivía el ganadero Luis Alberto Lindstron, quien fue víctima mortal del EPP.

El peón regresó con un escrito del EPP que debía entregar a la familia de Fehr. Los familiares de Pérez, al tiempo de confirmar que ya fue liberado, señalaron que él ya se encontraba en su hogar y que demuestra mucho temor por lo que le tocó vivir.

Se supo que una comitiva policial encabezada por el mismo comandante de la Policía, Críspulo Sotelo, intentó hablar con el hombre, pero él no lo quiso alegando temor, debido a las amenazas que recibió del EPP.

Todo esto ocurría en un ambiente de fricción entre policías y militares que obligó al fiscal Cazal a resolver que la información se centralice en su persona y la del fiscal general del Estado Javier Díaz Verón.

La búsqueda de los cautivos se realizó en forma separada por policías y militares, en los montes que rodean al escenario del plagio, un maizal de la colonia menonita de Tacuatí, Dpto. de San Pedro, a 30 km de la Ruta III “Gral. Elizardo Aquino”, a la altura del Km 362.

El comandante de la Policía Nacional y un contingente revisaron por aire y tierra el perímetro del rapto. Los militares de la FTC, a cargo de Raúl Erit Salinas, también efectuaron incursiones y patrullajes por el cauce del río Ypané, límite entre San Pedro y Concepción.

Otro era el objetivo

El otro peón paraguayo que fue liberado por el EPP ya en la noche del sábado reveló que los cinco delincuentes que perpetraron el plagio, entre ellos una mujer, aparentemente se equivocaron de objetivo, ya que pretendían secuestrar a otro menonita que dejó de trabajar en la misma zona solo minutos antes de que los criminales llegaran al sitio.

Según el relato del testigo, los delincuentes le tomaron en un camino interno, le hicieron caminar hasta su precario rancho, donde quedó custodiado por uno, y los cuatro restantes salieron a altear a Fehr, quien operaba un tractor en compañía de sus hijos menores y de su ayudante Silvano Pérez.

Detalló que, seguidamente, los criminales exigieron un pago de 20.000 dólares, emplazando por 30 minutos para que acercaran el dinero al lugar. Esto motivó que en ese momento el rehén menonita llamara a un familiar para solicitar dicho monto, indicando el lugar a ser depositado. Ante esta situación los menonitas hicieron una colecta en la colonia, pero llegado el tiempo impuesto no depositaron el dinero, por lo que los delincuentes llevaron a la zona boscosa al menonita, a sus dos hijos y a los peones.

Cuando los dos niños comenzaron a llorar los criminales encargaron a uno de los peones que les llevara junto a la madre. Les entregaron un escrito advirtiendo que quedaban prohibidos la deforestación y otros delitos ambientales.

Hasta el cierre de esta edición no se tenían informaciones precisas acerca del colono menonita Abrahan Ferh Banman.

Llamativa declaración

El vocero de la FTC, coronel Jonás Ramírez, al ser abordado por la prensa sobre el caso del menonita, se limitó a confirmar que se trata de un nuevo secuestro. “No podemos mencionar más de esto”, dijo y pidió tolerancia ya que no quieren poner en riesgo la vida de la gente.

Luego emitió llamativas declaraciones, diciendo que la sociedad tiene la curiosidad de saber lo que pasa, pero que a la FTC lo que preocupa es la seguridad de la ciudadanía.

Lamentó que el hecho tomara estado público. “Si esto no hubiera salido a luz, a lo mejor se habría solucionado”, afirmó.

Sorpresivamente, el militar vaticinó que no sería el último caso: “Lastimosamente estamos expuestos a esto y no va a ser el último secuestro que surja”.

ABC

No hay comentarios: