LA NOTICIA DESTACADA

Vecinos del vertedero ratifican denuncia

CONCEPCIÓN.- Después de meses de congelamiento del caso, la fiscalía del ambiente convocó a los vecinos víctimas del mal estado del verteder...

29 oct. 2011

Militares habrían encontrado y exhumado dos cadáveres en Jhuguá Ñandú


Concepción.- (UH) De acuerdo a las informaciones extraoficiales, militares que forman parte del operativo en el Norte, habrían desenterrado dos cuerpos en Huguá Ñandú, Concepción, que fueron sometidos a análisis para la confirmación de su identidad.


Los cadáveres corresponderían a Magna Meza y Alejandro Ramos, combatientes del Ejército del Peublo Paraguayo (EPP), sindicados por las fuerzas conjuntas de cometer una serie de ataques contra sedes policiales y militares, dejando a su paso varios muertos y heridos.
La fuente señala que unos días después del ataque a la Subcomisaría 10ª de Capitán Giménez, se produjo el hallazgo de dos cuerpos enterrados en un extenso monte de la zona de Jhuguá Ñandú.
Supuestamente, de manera sigilosa procedieron los militares a desenterrar los cuerpos que fueron derivados a Asunción para una prueba de ADN.
La versión señala que los miembdos del EPP supuestamente fueron heridos en las inmediaciones de la Subcomisaría atacada por efectivos de la FOPE, tras la muerte de los dos suboficiales.
Este viernes corrieron rumores de que Magna Meza estaría herida e incluso muerta; la versión no se aleja del informe dado por una persona que maneja el tema.
Consultado un alto jefe militar, desmintió el hecho, aunque indicó que existen informaciones reservadas y que incluso, hay desinformaciones que están saliendo desde la misma Fuerza de Tareas Conjuntas.

Fiscalía solicita pericia paralela por desconfianza hacia cúpula policial


CONCEPCIÓN (ABC). La fiscala de Concepción Sonia del Carmen Sanguinés pidió una pericia paralela sobre el supuesto ataque del EPP a la Agrupación Táctica Regional de Hugua Ñandu, por desconfianza hacia la cúpula policial, que quiere presentar el hecho como un incidente entre los agentes.

Según la comandancia, solo hubo un tiro accidental entre los efectivos y estos se encontraban ebrios. La unidad fiscal número 2 de Concepción, a cargo de Sonia Sanguinés, solicitó  un peritaje balístico y planimétrico con profesionales del Ministerio Público, para tener otra perspectiva sobre  la balacera registrada en la noche del lunes 24 de octubre pasado en la Agrupación Táctica Regional, donde fueron heridos dos suboficiales.

El pedido se origina en la duda que sembraron el ministro del Interior Carlos Filizzola y la cúpula policial, acerca de que supuestamente no fue un atentado, sino  un incidente entre los propios uniformados.
Además, el Gobierno insiste en que los policías de Hugua Ñandu estaban alcoholizados y que inventaron la historia luego de una indisciplina grave.
Sin embargo, llamativamente la Policía nunca  ordenó pruebas de alcoholemia a los agentes para  validar su versión.

Pruebas contundentes

Pero para el Ministerio Público son  contundentes los elementos y sostiene  que, efectivamente, los policías fueron atacados. Las dos cartas atribuidas al EPP,  halladas precisamente en la zona desde donde habrían provenido los disparos, refuerzan la hipótesis de un nuevo atentado del grupo armado.
Ante esta situación fue  que Sanguinés pidió una pericia paralela, para evitar que la cúpula policial presione a los peritos de la institución a avalar la “versión oficial” que intentan difundir, conforme a los datos.
La fiscala adelantó que se hará una  reconstrucción de los hechos, como un anticipo jurisdiccional de pruebas.
Asimismo, añadió que por los indicios recogidos es evidente que se efectuaron varios disparos aquella noche.
De este modo, la representante del Ministerio Público volvió a refutar la versión del Ministerio del Interior y la cúpula policial, de que supuestamente a uno de los uniformados se le escapó un disparo. 
Según el argumento esgrimido por el Gobierno, fue ese único proyectil el que hirió en el cuello al suboficial 2º Fidel Maldonado y en el muslo al suboficial ayudante Silvio León, además de atravesar el asiento de la patrullera y agarrar de refilón a un tercer policía, el suboficial ayudante Emilio Insfrán.

“No tenían olor a alcohol” 

El doctor Óscar Miranda, director del hospital regional de Concepción y quien socorrió a los policías heridos en el ataque, aseguró que los efectivos no tenían olor alguno a alcohol cuando arribaron al centro asistencial. 
“Con quien hablé fue con Silvio León, pero no pude percibir en su aliento alcohol. Generalmente, si es que alguien consumió algún  tipo de bebida alcohólica, se detecta enseguida. También me acerqué a Fidel Maldonado y tampoco tenía olor a alcohol”, explicó.   
Llamativamente, hasta ayer la comandancia de la Policía ni siquiera había solicitado la  ficha médica de los policías que fueron asistidos en el hospital.

Nuevo rumor sobre Magna

Ayer, nuevamente, trascendió  la versión de que la cabecilla del EPP Magna Meza habría sido herida o muerta en el último ataque a la subcomisaría de Capitán Giménez.
Sin embargo, el ministro Carlos Filizzola dijo que ese mismo rumor ya había surgido hace un mes.
Genara Vargas de Casco, madre del suboficial asesinado Vicente Casco, había sido la primera en divulgar esa versión.

28 oct. 2011

Roban en dos casas y un comercio en Horqueta


HORQUETA (ABC).Desconocidos ingresaron  a dos hogares y un local comercial en una sola noche y se alzaron con dinero en efectivo, equipos de sonido, celulares y artefactos eléctricos.

Las víctimas afirmaron que ellos ni sus perros  sintieron nada mientras los malvivientes atracaban sus viviendas. El hecho se registró entre la noche del miércoles último y la madrugada de ayer.    
Por su parte, agentes de la comisaría 3ra. de esta ciudad califican de increíble la estrategia que utilizan el o los malhechores de acuerdo a las denuncias que recibieron.    
La representante del local Multiservis, Leydi Cabañas, señaló que gracias al sistema de circuito cerrado con que cuentan observaron al autor no identificado cometer el hecho con una serenidad increíble.
Dijo que luego de apropiarse de unos G.  4 millones, el delincuente, que tendría aproximadamente 30 años, abandonó el lugar en una motocicleta.
La grabación fue facilitada a los  agentes policiales y la misma se entregará a la Fiscalía local.
Por su parte, Carlos Ayala, propietario de una zapatería, comentó que se sorprendió al observar que de su domicilio, que está ubicado  a dos cuadras de Multiservis, se llevaron una computadora, cuatro celulares y unos 750 mil guaraníes.
Lo raro, según el artesano, es que ninguno de sus dos perros sintió  cuando los malhechores ingresaron a su casa, saltando  la muralla.
Ayala indicó que  el maleante se llevó el celular de la cabecera de su cama, mientras él  dormía y hasta defecaron en su patio.
Divina Jara de Ozuna, propietaria de una peluquería, comentó que de su hogar se llevaron un equipo de sonido, elementos de trabajo y dos botines de fútbol pertenecientes a su hijo. Sostuvo que con el robo tuvo una pérdida superior a los siete millones de guaraníes. También afirmó que no escucharon ningún ruido y que tampoco su perro reaccionó ante la entrada de extraños.

Hay versiones de que Magna Meza está herida


Asunción.- (ABC) El ministro del Interior, Carlos Filizzola, confirmó que desde hace varias semanas se maneja la versión de que Magna Meza, una de las cabecillas del EPP, estaría herida. Aclaró, sin embargo, que aún no pueden confirmar esta información. Manifestó su confianza en que el estado de excepción arroje resultados positivos.

 

En conversación con la 780 AM, Filizzola se refirió a las versiones de que Magna Meza habría sido herida en uno de los últimos tiroteos con la Policía, en Concepción.
"Hace rato tenemos la versión de que Magna Meza está herida, pero no podemos hacer circular la versión sin corroborarla", expresó el secretario de Estado.
Desde el pasado 20 de octubre se menciona incluso que la líder del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) habría muerto.
Aparentemente, la mujer pudo haber sido alcanzada por uno de los disparos efectuados porVicente Casco, uno de los policías abatidos durante un ataque del grupo criminal perpetrado el 21 de setiembre contra la subcomisaría de Capitán Giménez, Horqueta.

CONFÍO EN QUE HABRÁ RESULTADOS POSITIVOS

Filizzola manifestó su confianza en que se lograrán resultados positivos con el estado de excepción, que rige en el norte del país desde el 10 de octubre.
“Esperamos un buen resultado. Tengo optimismo”, manifestó el ministro del Interior, quien nuevamente evitó establecer un plazo para capturar a los miembros del EPP. 
Reconoció que se dificulta el combate contra el grupo criminal debido al arraigo de los miembros en Concepción y San Pedro.
“Hay gente que los apoya, que siendo o no de la zona actúa como apoyo logístico”, refirió.

Infructuosas incursiones tras el EPP generan tensión


CONCEPCIÓN (ABC). A 18 días de la vigencia del estado de excepción, la tensión crece en la Zona Norte a raíz de las infructuosas incursiones de las Fuerzas de Tareas Conjuntas, cuya misión es desbaratar el EPP. Sin embargo, el grupo armado burla y desafía al Gobierno con sucesivos golpes.

 

Las incursiones hasta ahora ejecutadas por las Fuerzas de Tareas Conjuntas “Ko’êpyahu”, que ejecutan el estado de excepción en los departamentos de Concepción y San Pedro, no surtieron efecto positivo en la localización de los integrantes del Ejército del Pueblo Paraguayo.    
En los últimos días, fueron verificados los montes que se encuentran entre los arroyos Trementina y Pitanohaga, especialmente en la zona de Hugua Ñandu.    
Estos lugares habían sido utilizados por los secuestradores del ganadero Fidel Zavala, quien fue tomado por un comando de nueve milicianos del EPP el 15 de octubre de 2009 en su estancia “Doña Mabel”, en Paso Barreto, ubicada precisamente cerca del arroyo Trementina.    El hacendado también mencionó que recorrieron 13 campamentos y que sus secuestradores practicaban natación en los arroyos de la zona.    
Ambos cauces desembocan en el río Aquidabán, otra estratégica ruta de escape que emplean los criminales, según los informantes.    
Los cauces hídricos son fundamentales para la subsistencia de los milicianos del EPP y siempre se ha manejado la información de que cuando están internados en los montes nunca se alejan mucho de los sitios donde hay agua.    
El sistema de trabajo de las Fuerzas de Tareas Conjuntas consiste en que las informaciones recabadas por los servicios de inteligencia de la Policía y las Fuerzas Armadas son sometidas a un cruzamiento, para su posterior evaluación y autorización a eventuales  incursiones.    
Según se informó, las unidas tácticas mixtas aseguran el perímetro y durante la noche realizan los recorridos en las zonas donde, se presume, los soldados del EPP pudieron haber montado nuevos campamentos, teniendo en cuenta que conocen esos lugares. Pero hasta ahora ninguno de los operativos fue certero.    

Pitanohaga y Trementina    

Fidel Zavala, en su declaración a la fiscalía, dijo: “En el 9º campamento estuvimos entre una semana a 10 días, que se ubicó en el monte de Invernardita, limítrofe con la estancia Villa Sana, propiedad de nuestro vecino, el señor Robinson, al borde del arroyo Pitanohaga”.
Tanto el arroyo  Pitanohaga como el Trementina son considerados claves en el sistema de desplazamiento de las columnas  del EPP. 
El comando de Operaciones  sigue sosteniendo que la misión está bien encaminada.

Tercer policía también fue herido en el ataque a destacamento


Concepción.- (ABC) Un tercer policía también resultó afectado en el ataque que sufrió el destacamento de la Agrupación Táctica de la Policía en Hugua Ñandu, departamento de Concepción. Se trata del suboficial ayudante Emilio Insfrán, quien al subir a la carrocería de la patrullera que auxilió a sus compañeros, recibió una herida de refilón.

 

Según fuentes de la investigación, el afectado es el suboficial Insfrán, cuyo nombre estuvo oculto por los policías. El hecho recién transcendió cuando declaró ante la fiscala Sonia Sanguines, el martes pasado en la ciudad de Concepción.
El lunes, el destacamento policial de Hugua Ñandu fue atacado supuestamente por el Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), aunque el Ministerio del Interior maneja la hipótesis de que fue un incidente entre los propios policías del lugar.
De todas formas, resultaron heridos en la balacera los suboficiales Fidel Maldonado y Silvio León, quienes aún siguen internados.
Según fuentes de la investigación, los heridos fueron llevados hasta la patrullera del sitio, para ser trasladados a un hospital. Insfrán subió en ese ínterin a la carrocería.
Cuando el rodado maniobró y quedó cerca de un alumbrado, nuevamente los disparos –provenientes de un sector del monte– impactaron contra la patrullera. Insfrán sufrió herida de refilón en uno de sus brazos.
El caso sigue siendo indagado por el Ministerio Público, aunque con poca colaboración de la Policía, según las fuentes.

Detienen a supuesto “capanga” de presunto narco Jarvis Chimenes


Yby Yau, Concepción.- (ABC) La detención de un “capanga” del supuesto narco Jarvis Chimenes Pavaô, sucedió en una barrera policial montada frente a la comisaría de Yby Yau, departamento de Concepción, reportó el corresponsal. Se trata de David Javier Figueredo Rodríguez (39), también conocido como Chicao.

La detención de Figueredo se dio en el marco del triple homicidio que supuestamente protagonizó en una comunidad indígena.
Figueredo fue ubicado en la tarde del miércoles por la Policía Nacional, cuando se le requirió el documento de identidad.
Soportaba una orden de captura por los homicidios de los nativos Obdulio y Cornelio Ferreira, y Salvador Arce, todos de la parcialidad Paí Tavyterá.
Figueredo fue detenido a bordo una camioneta Toyota Hilux, en cuyo interior había una computadora portátil y una hamaca camuflada.
Quedó detenido y a disposición del Ministerio Público.

27 oct. 2011

Tensión y desánimo expresan policías que operan contra EPP


Decepción y desgano se pueden notar en los policías asignados a trabajar en Concepción, luego de la falta de apoyo que recibieron a sus versiones sobre los supuestos ataques realizados por el EPP.

Las reiteradas actitudes de descréditos que muestran las autoridades superiores contra los suboficiales y oficiales subalternos que denunciaron sufrir ataques del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), causa decepción y molestia en el cuadro policial de Concepción.

Según explicaron, lo más complicado es que no pueden manifestar sus inquietudes, porque tienen una disposición de no dar ninguna declaración a los medios de prensa, respecto a los hechos que suceden en el marco del estado de excepción y menos contradecir las informaciones oficiales.
Varios uniformados manifestaron a través del anonimato, que el último acontecimiento ocurrido en el destacamento policial de Jhuguá Ñandú (supuesto ataque de EPP a policías) ha creado un total estado de desconcierto entre sus camaradas, ya que, a igual que aquel episodio de Capitán Giménez (también fue herido un suboficial con arma de fuego desde la oscuridad) de nuevo sus superiores no aceptan la versión de los agentes afectados y buscan castigar a sus subalternos.
Indicaron que con esta actitud, lo único que hacen es menospreciar y desanimar sus trabajos, que por la coyuntura, se vuelven muy difíciles y peligrosos. "A parte de no tener la mínima seguridad, ni armas largas ni chalecos antibalas, ahora con cada ataque del EPP o de cualquier delincuente, tenemos que ser nosotros los arrestados y sumariados", dijo un suboficial que presta servicio en el campo.

INDISCIPLINA.



El comisario Aldo Pastore, subcomandante de la Policía, indicó que los cambios y los arrestos se dan solo por indisciplinas y no por ataque o no del EPP. 
"Lo que pasa es que no cumplen con las disposiciones vigentes, no están atentos, ingieren bebidas alcohólicas, van a morir todos si son descuidados", dijo el comisario Pastore.
Agregó que en los dos casos, de Capitán Giménez y Jhuguá Ñandú, hubo desatenciones de los uniformados y que por eso hubo arrestos y que mientras él siga al frente serán castigados los suboficiales que no se disciplinan. Indicó que si son inútiles deben ir a su casa, porque esto no es un juego sino una guerra.
Explicó que el hecho de Jhuguá Ñandú, ocurrido el lunes, donde dos suboficiales fueron heridos con arma de fuego, se va a aclarar con las pericias realizadas, cuyos resultados se aguardan.

EN DOS CASOS.

En la noche del 5 de octubre pasado, los policías que se encontraban realizando un control frente a la subcomisaría de Capitán Giménez recibieron disparos de arma de fuego, resultando herido el suboficial Raimundo Ismael Pereira, quien dijo que fue atacado desde el monte. A esta manifestación salió al paso el ministro del Interior, Carlos Filizzola, quien indicó que el hecho habría sido accidental y que no fue del EPP.
El oficial Virino Vera también dijo que aquel hecho fue un ataque de la banda terrorista, por lo cual luego fue cambiado de la jefatura de la sede policial.
Ahora nuevamente con lo sucedido en la noche del lunes en Jhuguá Ñandú, y donde fueron heridos los suboficiales Fidencio Maldonado y Silvio León, existe otra vez contradicciones entre lo manifestado por los policías afectados y lo que manifiesta el subcomandante de la Policía Nacional, Aldo Pastore, quien cree que fue un accidente y que incluso el grupo de policías habría estado tomando bebidas alcohólicas. Precisamente el oficial inspector Mauricio González fue destituido también de la jefatura de la Agrupación Táctica Regional de Jhuguá Ñandú.

AGENTE SE RATIFICA 

El oficial inspector Mauricio González, ex jefe de la Agrupación Táctica Regional de Jhuguá Ñandú, declaró ante la Fiscalía de Concepción, ocasión en que se ratificó en su posición en que hubo ataque de desconocidos que abrieron fuego contra los uniformados. Manifestó en la Fiscalía, al igual que sus camaradas, que no hubo ingesta de alcohol y que fueron sorprendidos por los que tiraron contra el destacamento y luego contra la patrullera. La misma declaración acercó al diputado José López Chávez, presidente de la comisión de Defensa y Seguridad Interna de Diputados, quien conversó con él en el aeropuerto de Concepción. 
Si bien se negó a hablar con la prensa, este medio accedió a sus declaraciones vertidas en las dos instancias, en donde indicó que no negará la verdad, ni sus 9 camaradas que estuvieron en el destacamento.

Cambiaron al jefe del destacamento policial de Huguá Ñandú

Hugua Ñandu, Concepción.- (LN) El ministro del Interior confirmó el cambio de jefe en el destacamento policial de Huguá Ñandu, donde dos agentes fueron heridos el lunes en circunstancias aún no aclaradas.

Filizzola manifestó que el oficial Mauricio González fue relevado del cargo por el Comando Institucional de la Policía para un mejor funcionamiento de la unidad. Al oficial González se le dará otro destino, precisó.
Acerca de las pesquisas en torno a lo registrado el lunes, el ministro del Interior indicó que las investigaciones avanzan y que se aguardan resultados de pruebas laboratoriales, como la de balística, por ejemplo.
“No se puede precisar aún que el responsable haya sido tal o cual grupo. La investigación está abierta. No podemos decir aún qué ocurrió ahí”, manifestó.
“Estamos analizando también el contenido de los panfletos o volantes allí encontrados. No se puede descartar que se haya tratado de una acción del EPP, pero tampoco podemos certificarlo. Faltan los resultados finales de la investigación”, explicó el secretario del Estado.
El funcionario indicó, igualmente, que el suboficial Fidel Maldonado –uno de los heridos en el incidente de Huguá Ñandu- se encuentra internado en situación estable en el Hospital de Policía a causa de un impacto de bala en el muslo izquierdo. El otro agente herido, Silvio León, está fuera de peligro.

Sugestivo interés del Gobierno por minimizar ataque del EPP a policías

CONCEPCIÓN (ABC). La fiscala de Concepión Sonia Sanguinés desechó ayer la hipótesis de disparos accidentales en el destacamento de Hugua Ñandu, pero el Gobierno mantiene sugestivo interés en minimizar el ataque y acusa de indisciplinados a los dos heridos y sus camaradas.

La fiscala Sonia del Carmen Sanguinés, de la Unidad 2 de Concepción, descartó oficialmente ayer la versión sugerida por el ministro del Interior Carlos Filizzola y la cúpula policial, acerca de que los suboficiales Fidel Maldonado y Silvio León habrían sido heridos por sus propios camaradas en la Agrupación Táctica Regional de Hugua Ñandu, el lunes de noche.    
La representante del Ministerio Público tomó declaración testifical a todos los policías que se encontraban acuartelados esa noche y concluyó  que los uniformados fueron atacados.    
La fiscala Sanguinés sustenta su hipótesis en el relato de los policías. “Nosotros nos constituimos en el sitio y conversamos con todos los policías que estuvieron esa noche. Sus relatos coincidieron plenamente. Además de las evidencias existentes, no se puede hablar de un accidente”, sostuvo.    
La funcionaria agregó que “se escucharon varios disparos. No puedo afirmar que fue el EPP, pero debemos tener en cuenta que se encontraron dos comunicados donde ellos se declaran responsables de lo ocurrido”, explicó.    

Sorprendida   

Sobre la versión ofrecida en principio por el ministro del Interior y algunos jefes policiales, que insinuaron que los efectivos estaban alcoholizados y que se pelearon entre ellos, la fiscala Sanguinés manifestó estar sorprendida.    
“Me extraña que piensen así. Yo no puedo hablar de una fiesta de los policías; ocurrió algo grave y no creo que estuvieran ingiriendo bebidas alcohólicas en ese lugar, ya que sus vidas corrían peligro”, refirió.    

Indisciplinados   

El subcomandante de la Policía Nacional, Crio. Gral. Aldo Pastore, alegó ayer que la destitución del oficial inspector Mauricio González, jefe de la Agrupación Táctica Regional de Hugua Ñandu, fue por indisciplina, ya que se encontraron en el destacamento varias latas de cerveza.
Por su parte, el oficial González argumentó que eran latas vacías de cerveza, consumidas anteriormente por los constructores del destacamento.    

Visita de López Chávez   

Ayer, el diputado oviedista José López Chávez, presidente de la Comisión de Defensa Nacional, Seguridad y Orden Interno, visitó el departamento de Concepción.
El legislador recorrió con el general Félix Pedrozo, comandante de las Fuerzas de Tareas Conjuntas, y el subcomandante de la Policía, Aldo Pastore, los principales destacamentos policiales y se informó del desarrollo del estado de excepción, que hoy llega a su día 17.

26 oct. 2011

Pobladores de Tacuatí viven con mucho miedo

La sensación de inseguridad aumenta ante las versiones de que un brazo armado del grupo se encuentra en el área y se agrava ante los pocos controles que llevan adelante las fuerzas de seguridad; en especial los militares, a quienes se los vio solamente una vez por la zona desde que inició el estado de excepción.


A pesar de ser uno de los distritos considerados de influencia del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) y de ubicación estratégica, ya que linda con Curuzú de Hierro, Departamento de Concepción, en esta zona existe un escaso control de parte de efectivos policiales, mientras los militares ni siquiera aparecen.

PUENTE SIN CONTROL.

El puente sobre el río Ypané, además de estar en mal estado, no tiene control alguno. Este curso hídrico cruza gran parte de la zona de Tacuatí, Curuzú de Hierro y conecta con varios arroyos que son utilizados por el grupo armado para desplazarse. 

Uno de los cauces con el que se conecta es el arroyo Kagatá, que cruza establecimientos como Santa Adelia, lugar donde el grupo asesinó a cuatro personas el año 2010, y pasa por el costado del establecimiento ganadero de Luis Lindstron, secuestrado en el 2008. (CMA)

EPP anuncia más venganza por la muerte de sus dos “camaradas”


HUGUA ÑANDU, Concepción (ABC). El Ejército del Pueblo Paraguayo anunció más venganza por la muerte de sus “camaradas” Gabriel Zárate Cardozo, alias “Simón”, y Nimio Cardozo Cáceres, alias “Aníbal”.

 Una foto inédita de ambos secuestradores juntos fue encontrada con una de las dos cartas dejadas por el EPP tras el ataque al destacamento policial de Hugua Ñandu. Uno de los suboficiales heridos está grave. Las cartas atribuidas al EPP, que tienen las mismas características que comunicados anteriores dejados por los criminales, fueron encontradas ayer de mañana en un montículo de tierra, en el sector sur del predio de la Agrupación Táctica Regional, a 130 metros de la precaria oficina de guardia.    

Los comunicados estaban precisamente en la zona desde donde fueron atacados a tiros los nueve policías que se encontraban en el destacamento, el lunes alrededor de las 22:00.    
En el atentado resultó baleado en el cuello  el suboficial 2º Fidel Maldonado (28), mientras que el suboficial ayudante Silvio León (23) fue herido en el muslo.
Inmediatamente, el suboficial ayudante Rodrigo Paredes subió a la patrullera y acercó el móvil para auxiliar a sus camaradas heridos, pero los uniformados fueron nuevamente baleados desde el monte. 
Uno de los proyectiles atravesó el respaldero del asiento trasero de la camioneta y volvió a herir en el abdomen a Maldonado. Otro agente, el suboficial ayudante  Emilio Insfrán, también sufrió un disparo de refilón cuando intentó cubrirse en la carrocería.
En medio de la balacera, el propio Maldonado pudo tomar la única radiobase, conectada a la patrullera, y pidió socorro a sus camaradas de la subcomisaría 27ª de Hugua Ñandu, ubicada a cinco kilómetros.

Una foto inédita

En una de las cartas encontradas ayer, aparece una foto inédita de Gabriel Zárate Cardozo, alias “comandante Simón”, y su primo Nimio Cardozo Cáceres, alias “comandante Aníbal”, abatidos en setiembre del año pasado en enfrentamientos con la Policía.
Este elemento sustenta la hipótesis de que fueron los milicianos del EPP quienes atacaron a los policías y prácticamente desecha la versión que intentaron hacer circular el ministro del Interior, Carlos Filizzola, y la cúpula policial, acerca de una supuesta pelea entre los mismos agentes.
El escrito con la imagen de los secuestradores dice, entre otras cosas, que “cobraremos caro la tortura y el asesinato de nuestros camaradas. Vamos por ti Sátiro”, en alusión al presidente de la República Fernando Lugo.
El otro escrito, reza por ejemplo que “nos proponemos desmantelar las instituciones políticas oligárquicas; sus absurdas leyes legitimadoras de opresión y explotación; su elitista sociedad que excluye a millones de paraguayos...”.
En otra parte, dice: “Nuestra violencia está plenamente justificada, nosotros defendemos los intereses de nuestro pueblo pobre históricamente explotado, pisoteado, humillado por los ricos...”.
Finalmente, el EPP dice en guaraní que ellos son el ejército del pueblo y que están dispuestos a dar su vida si fuese necesario. “¡Viva la lucha de clases!”, concluye.

Un estopín

Además de las cartas, la Policía halló un estopín, que es un iniciador utilizado por el EPP para detonar explosivos.

Capturan a un funcionario público como miembro de logística del EPP


Concepción.- (ABC) Un funcionario del Tribunal de Justicia Electoral –según la Policía– fue detenido ayer con dos pistolas y más de mil balas aparentemente cuando se disponía a enviar el armamento a Horqueta, Concepción.

 Los investigadores lo sindican como miembro de logística del Ejército del Pueblo Paraguayo, por envíos anteriores. El arrestado fue identificado como Pedro Ignacio Marín Riquelme, de 52 años, quien reside en el barrio San Vicente en la ciudad de Asunción, según los datos divulgados ayer por la Policía. De su poder se incautó un bolso que contenía dos pistolas de la marca Bersa, calibre 9 milímetros y 10 cajas con 50 unidades de balas del mismo calibre.

Además 100 unidades de municiones calibre 2.20, 2 cajas de 50 unidades de balas de calibre 12 y otros 153 cartuchos calibre 30, según lo explicado.
El jefe del Departamento de Investigación de Delitos de la jefatura de Policía de Central, comisario Arsenio Correa, explicó que Marín es un funcionario del  Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE).
Fue detenido cerca de las 16:30 de ayer en la rotonda de  Mariano Roque Alonso, luego de descender de un micro en el cual venía desde la  Argentina.
“Marín viajó a Argentina a comprar las armas y municiones y retornó al país en micro. Bajó en la rotonda para subir a otro colectivo con destino a Asunción, para enviar como encomienda a Horqueta”, detalló el comisario Correa.
Agregó que la encomienda sería para militantes del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), ya que cuentan con documentos de envíos anteriores y a su nombre.

Un primo de Carmen Villalba en la mira

El comisario Arsenio Correa señaló que cuentan con la información de que el nexo entre Marín y el grupo armado es un primo hermano de la secuestradora Carmen Villalba, quien cumple condena en la cárcel del Buen Pastor por el secuestro de la señora María Edith Bordón de Debernardi.
En ese sentido, el contacto de Marín está identificado como Venancio Villalba, quien según los datos averiguados residiría en la ciudad de Horqueta, precisamente una de las zonas de influencia del grupo armado.
El reporte del caso está a cargo de la fiscalía.

Controles burlados

El detenido Pedro Ignacio Marín Riquelme ingresó desde la Argentina con armas de fuego y municiones sin ningún documento que avalara el origen de lo incautado.
Pese a  los dispositivos desplegados en la frontera con la Argentina, Marín Riquelme burló los órganos de fiscalización. Cruzó en una unidad del transporte público con armas de fuego y municiones en mano, sin que fuese detectado y sin que ningún efectivo lo cateara.

25 oct. 2011

Dejan carta en monte cercano a destacamento policial atacado


(ABC) Una carta presumiblemente escrita por el autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) fue hallada en un monte cercano al destacamento policial de Hugua Ñandu que anoche fue atacado, informó este martes el corresponsal de ABC Color Aldo Rojas. Una vez más, el grupo criminal expresó su resentimiento contra el régimen económico y la clase alta.

 

La carta fue encontrada por efectivos policiales que este martes realizaron una pequeña incursión en el monte cercano al destacamento de la Agrupación tactica de la localidad de Hugua Ñandu, departamento de Concepción.
El escrito estaba incrustado en un pequeño montículo de tierra que está en medio del monte, según informó la Policía al corresponsal. También se encontró un estopín.La carta se encuentra dañada debido a la intensa lluvia que cayó anoche en la zona, pero igual se puede leer un mensaje del EPP, escrito por alguien de buena formación intelectual, que podría ser el prófugo Alejandro Ramos, quien cursó estudios de Filosofía. En el escrito se habla de que unos pocos lo tienen todo, en detrimento de una mayoría pobre. Acotó que la clase dominante sólo será desalojada por la fuerza.
También hizo una mención –no escrita– de los ganaderos, quienes se preocupan más por su ganado que por las personas.
En la última parte se menciona a “Aníbal” (Nimio Cardozo Cáceres), quien fue abatido por la Policía Antisecuestro el 24 de setiembre de 2010, en un monte de Hugua Ñandu ubicado a un kilómetro del destacamento Táctico, en el barrio Cerrito. El contenido de esta parte de la misiva no pudo ser leído, debido a que está dañado por la lluvia.
Según los intervinientes, la carta presenta características de haber sido escrita por un miembro del EPP.

El contenido del escrito

"Paraguayos, su miserable régimen económico donde unos pocos lo tienen todo y la mayoría tiene nada. La riqueza de unos pocos surge del empobrecimiento de embriones.
Acabar con el régimen en el que la cultura se hace patrimonio de los ricos y la ignorancia se hace señor de la mente de los pobres. La historia de la humanidad nos demuestra que ninguna clase dominante ha renunciado a esa condición por bondad, todas tuvieron que ser desalojadas por la fuerza de la clase revolucionaria.
La obligarquía paraguaya opone y opondrá desesperada, cruel y criminal resistencia. Está acostumbrada a hacer correr ríos de sangre popular para defender sus intereses. Para ellos la vida de los pobres no vale nada. Sus vacas les son más importantes".

Surgen dudas sobre ataque a policías


(ABC) El ministro del Interior, Carlos Filizzola, indicó que no se sabe con certeza de dónde provino el nuevo ataque en la zona de Hugua Ñandu, donde resultaron heridos dos policías. Pese a que inicialmente se vinculó el hecho al EPP, el secretario de Estado anunció pruebas de balística, parafina y el alcotest a los agentes instalados en el Norte en el marco del estado de excepción.

 

Filizzola se refirió al nuevo ataque perpetrado en la víspera contra los policías apostados en la zona de Concepción, considerada área de influencia del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP).
“Los policías aún no pueden darme una información tajante de lo que ocurrió. Se está investigando; no se puede aún decir que ocurrió”, manifestó el secretario de Estado, quien se reunió con el presidente Lugo, en Palacio de Gobierno, para informarle de lo sucedido.
Comentó que los efectivos de la zona serán sometidos a pruebas de parafina y alcotest, a fin de ir descartando hipótesis, como la posibilidad de un accidente.
“Hay varias hipótesis. No se descarta ninguna. Pasadas las horas, seguro vamos a poder informarles mejor sobre qué pasó”, manifestó al ser abordado sobre la presunta autoría del EPP.
Los suboficiales Fidel Maldonado (28) y Silvio León (23) fueron heridos en el cuello y el muslo, respectivamente, durante el nuevo ataque en la zona de Hugua Ñandu.
Los disparos se iniciaron alrededor de las 22:00 de la víspera desde los montes que rodean la Agrupación Táctica Regional de la Policía.
El hecho se registra a sólo 15 días de la vigencia del estado de excepción.
El pasado 5 de octubre, el suboficial inspector Raimundo Ismael Pereira resultó herido durante un nuevo ataque adjudicado inicialmente al EPP. 
Igualmente, el 21 de setiembre último, dos uniformados fueron abatidos en un ataque con bombas perpetrado por la banca criminal.

Hugua Ñandu: relacionada a la negra historia del EPP


(ABC) La localidad de Hugua Ñandu es un bastión del Ejército del Pueblo paraguayo (EPP). Los investigadores consideran que los guerrilleros conocen al dedillo el territorio. En ese sitio, hace años quemaron un puesto policial y el año pasado montaron un precario campamento, en donde fue abatido uno de sus integrantes.

 

El nombre de la zona conocida como Hugua Ñandu en realidad es Jorge Sebastián Miranda. Esta pequeña localidad del departamento de Concepción fue conocida por los pobladores de Paraguay a mediados de abril de 2006, cuando su puesto policial fue atacado e incendiado durante una madrugada.
Se trató de uno de los primeros ataques de un grupo de delincuentes que dos años después sería conocido como Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP). Se trató de un entrenamiento supervisado por un colombiano. Según testimonios que posee la Fiscalía, el líder del EPP, Osvaldo Villalba, encabezó el grupo armado que tomó por sorpresa el puesto policial de Hugua Ñandu, donde dormían plácidamente dos suboficiales, uno de ellos Leonardo Cabrera.
Los policías reaccionaron al ataque pero, disminuidos en cantidad y potencial de armas, se rindieron ante los delincuentes. Cabrera incluso reconoció a Villalba, a quien le pidió que no lo mate. El líder del EPP le respondió que eso era un comienzo y que era un mensaje para el gobierno de Nicanor Duarte Frutos.
Ambos policías fueron baleados pero no murieron. El puesto policial fue saqueado y quemado.
La Policía rápidamente construyó una subcomisaría en el sitio y años después habilitó un destacamento de operaciones en la lucha contra el EPP, dotado de los mejores efectivos policiales.
Ese mismo destacamento es el que anoche aparentemente fue atacado por el EPP.

La muerte de Nimio

Agentes de Antisecuestro de la Policía Nacional sorprendieron al miembro del EPP Nimio Cardozo Cáceres en un monte de Hugua Ñandu, el 24 de setiembre de 2010.
Cardozo, al percatarse de la presencia policial, intentó arrojar una granada sin éxito contra los agentes. Luego disparó contra los uniformados pero fue abatido.
Los disparos alertaron a los demás integrantes del EPP que estaban a metros del sitio en un precario campamento montado, por lo que pudieron escapar.
Aparte de la muerte de Nimio Cardozo, este enfrentamiento posibilitó la detención de Nery López Silva, ya que el campamento del EPP se encontraba en su propiedad.
Hugua Ñandu está marcada por ser la zona del EPP. La Policía desplegó todo su potencial en el lugar, pero aún no se vio la cosecha de ello.

Dos policías resultan heridos en ataque a destacamento en Hugua Ñandu


Hugua Ñandu, Concepción.- (ABC) En la noche de este lunes, dos agentes policiales resultaron heridos en un ataque contra la Agrupación Táctica Regional de Hugua Ñandu. Hasta el momento se desconocen las circunstancias del hecho, pero no se descarta que sea un ataque del Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP).

Cerca de las 22:00 de este lunes, el suboficial segundo Fidel Maldonado y el suboficial ayudante Silvio León, resultaron heridos durante un ataque a la Agrupación Táctica Regional de Hugua Ñandú, según informes de nuestro corresponsal en la zona, Aldo Rojas.
Según las primeras informaciones, uno de los policías tendría una herida de bala en el cuello y el otro, en el muslo derecho. 
La ambulancia que trasladaba a los uniformados cayó en un puente camino al hospital de Concepción, por lo que se buscará otro método para llevar a los heridos hasta el mencionado centro asistencial.
Los cerca de 100 disparos habrían provenido desde una zona del monte que rodea al predio de la Agrupación, tomando por sorpresa a los uniformados, quienes no tuvieron tiempo de reaccionar al ataque.
En las próximas horas llegaría un nuevo contingente para reforzar la zona.
La agrupación Táctica Regional se encuentra a unos cinco kilómetros del centro de Huguá Ñandu.

Antecedentes

El pasado 5 de octubre, un oficial fue herido de un impacto de bala, mientras se encontraban realizando controles en la zona de frente a la subcomisaría de Capitán Giménez, Horqueta. 
Los informes hablaban de que habría sido disparado por un francotirador del EPP desde una zona boscosa, versión que fue desmentida por el ministro del Interior, Carlos Filizzola, quien manifestó que solo se trató de un “disparo accidental”.

Se cumplen 15 días de estado de excepción

El estado de excepción fue promulgado por el presidente de Paraguay Fernando Lugo, el 10 de octubre pasado, luego de sus tratamientos en la Cámara de Senadores y Diputados, respectivamente. Rige en los departamentos de Concepción y San Pedro, zonas donde supuestamente opera el EPP.
El estado de excepción fue propuesto en su momento por el diputado opositor Carlos Soler, luego de la muerte de dos policías de la subcomisaría de Capitán Giménez, distrito de Horqueta, durante un ataque del EPP.
Esta medida permite a los militares entrar en acción y al presidente de la República ordenar detenciones bajo decreto. Están prohibidas las reuniones sin previa autorización de la Policía.
El operativo en el norte es comandado por el general Félix Pedrozo, quien tiene a su cargo a los militares y policías asignados a la lucha contra el EPP. El subcomandante de la Policía Aldo Pastore, acompaña de cerca este trabajo.

24 oct. 2011

Iba a casa de su novia y por el camino le mataron


CONCEPCION (Popular). Un joven fue emboscado y asesinado a puñaladas, y su cadáver fue encontrado ayer a la madrugada. El mismo había salido de su casa en horas de la noche del sábado último para ir de visita a casa de la novia pero nunca llegó a destino.

El hallazgo del cadáver se produjo alrededor de la 01:30, en un camino vecinal de la colonia Ciervo Potrero. Se trata de Edison Carlos Torales Franco (21), domiciliado en vida en la colonia Naranjay, distrito de Yvy Ya’u, quien no contaba con antecedente alguno. Un buen chico era, cuentan.
Según omombe’u su papá, De los Santos Torales (46), Carlos había salido de su casa, como de costumbre cada fin de semana, el sábado último con destino a la casa de su novia, ubicada en la misma colonia. Sin embargo, horas más tarde ya le avisaron que su hijo había sido asesinado. El túa he’i que desconocía si alguien se había enemistado mba’e con su hijo.
El o los autores le ensoquetaron dos profundas puñaladas; una en la espalda y otra en el medio mismo de su pecho. El cuerpo del infortunado quedó tendido en el suelo de posición decúbito dorsal (boca arriba).
No se pudo determinar si le robaron algo, y tampoco se descarta que haya sido un crimen pasional mba’e, pero en realidad ojecalculá reipa porque aún no hay pistas de nada. Este crimen viene a ocurrir en pleno estado de excepción.
En el sitio no se encontraron indicios de alguna pelea por lo que no se descarta que el joven posiblemente conocía al o los verdugos. Pobladores del lugar indicaron que los milicos y policías no ingresan en horas de la noche por los caminos vecinales y solamente se dedican a “patrullar” en lugares por donde se supone que no transita la banda de criminales del Norte.
Inspeccionó el cadáver el médico forense Manuel Ruiz Cañete, quien diagnosticó: “Schock hipovolémico por herida de arma blanca”. Luego de los trámites de rigor, el cuerpo fue entregado a su padre. Agentes policiales levantaron todas las evidencias del sitio del crimen, avei.
La asistente fiscal de Turno de Yby Ya’u, Roberto Mendoza, realizó todos los trámites legales correspondientes.

Familiares de víctimas del EPP se integran a grupo policial de élite


Concepción.- (UH) La viuda y el hermano de policías víctimas de ataque de la banda armada ahora integran la agrupación León Piru. Afirman que buscan colaborar, tras la muerte y herida de sus seres queridos, respectivamente.


La viuda y el hermano de dos policías que fueron víctimas del autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) ahora integran el grupo policial de élite León Piru, formado para enfrentar a la banda. 
Uno de ellos es el hermano del suboficial Víctor Martínez, quien sobrevivió en el 2009 a un atentado con una bomba cazabobos y quedó con graves secuelas. La otra agente es la viuda del suboficial Óscar Antonio Noceda, asesinado en febrero del 2006.
Ambos son suboficiales que conocieron la desgracia acarreada por el citado grupo criminal y por esto decidieron ingresar al grupo. En ese sentido, ambos sostuvieron que aún están afectados por lo que les ocurrió a sus familiares.
"UNA ESPINITA". La suboficial de Sanidad Amalia Argüello perdió a su marido cuando en Puentesiño, Concepción, él fue emboscado por miembros de la banda. Supuestamente fue en represalia por el apresamiento de uno de los integrantes del grupo. 
La mujer fue contratada tras la muerte de su marido y pidió ingresar a filas de León Piru porque dice tener "una espinita" que le agradaría sacársela de una vez por todas.
"Por eso ingresé, para colaborar", manifestó la suboficial Amalia Argüello cuando se integró oficialmente al grupo especializado de la jefatura de Policía del Departamento de Concepción.
Por su parte, el suboficial segundo Benito Martínez ingresó al grupo policial por su hermano Víctor Martínez, actualmente con importantes secuelas físicas y mentales. Víctor sobrevivió a la explosión de una bomba que los secuestradores de Fidel Zavala dejaron en la camioneta de su víctima, el día que lo secuestraron. 
"Me gustaría encontrarme con el grupo (EPP) alguna vez y por eso estoy aquí", indicó Martínez.

EL CURSO.

Veintisiete efectivos policiales de Orden y Seguridad habían realizado un curso de Operaciones Tácticas en los montes de la colonia San Alfredo, en abril de este año. Fueron entrenados para intervenciones riesgosas y con miras a combatir al Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) que tiene sus bases en el departamento.
Del curso, que duró 10 días con sus noches, pasaron las rigurosas pruebas veinte suboficiales y 7 oficiales, entre ellos una mujer. Las instrucciones estuvieron a cargo de efectivos de la Fuerza Operativa de la Policía Especializada (FOPE), que fueron formados en el exterior.
En un principio, este grupo estaba integrado por no más de 10 policías de distintas secciones de la Jefatura policial del Departamento de Concepción. Hoy en día es el grupo de élite policial de la zona.

EL ORIGEN DE LEÓN PIRU Y SU EVOLUCIÓN EN EL NORTE

Tras el secuestro de Fidel Zavala, en octubre de 2009, se pusieron en marcha los operativos Triángulo y Sombra, en el Departamento de Concepción.
Para ello fueron comisionados efectivos de la Fuerza de Operaciones de la Policía Especializada (FOPE) y del Departamento de Antisecuestros de Personas (DASP) desde Asunción.
Estos eran acompañados en su misión por un grupo de policías locales que se autodenominaron León Piru (León Flaco), supuestamente porque eran apenas un grupo sin la fuerza suficiente para luchar en el monte como sus compañeros del operativo Sombra y Triángulo.
En aquellos tiempos, los del DASP tenían su propio grupo táctico de operaciones, que era Fénix. Unos 25 hombres de la FOPE que recibieron entrenamiento de selva por parte de los policías del Gaula de Colombia, encargaba de luchar contra las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).
Sin embargo, desde entonces pasó mucho tiempo y los efectivos de León Piru pasaron por mucho entrenamiento y se han convertido en una fuerza de comandos policiales del Norte.
Cuando empezaron no pasaban de ser más de diez, y estaban a cargo del comisario Carlos Humberto Aguilera. 
León Piru, actualmente, es el comando de asalto en selva de la Jefatura del Departamento de Concepción. 
En este momento el grupo cuenta con unos 27 agentes en sus filas.

Instan a educadores de Horqueta a actualizarse


HORQUETA (ABC). El presidente de la Junta Departamental de Concepción, concejal Carlos Ledesma (ANR), instó a los directores de instituciones educativas de este distrito para aprovechar el proyecto “Una computadora por niño”, que se desarrollará en el primer departamento. Esta iniciativa podrá redundar en beneficios para toda la comunidad.

Ledesma,  representante de Horqueta en la Junta Departamental, informó que la Gobernación, el Rotary Club Concepción y representantes de la organización Paraguay Educa,  firmaron el convenio para desarrollar el proyecto. 
Dijo que la firma del documento se llevó a cabo el miércoles último en el salón de eventos del club Concepción. Se estableció que el Rotary Club Concepción administrará un monto de G. 4.868 millones. 
Firmaron el convenio el gobernador, Emilio Pavón (PLRA); el presidente del Rotary Club, escribano José  Estigarribia, y la secretaria ejecutiva del programa Paraguay Educa, Cecilia Rodríguez Alcalá.
Señaló que con el presupuesto indicado más arriba se adquirirán aproximadamente 3.500 computadoras para unas 20 escuelas a ser seleccionadas por el Consejo Departamental de Educación de la Gobernación. En ese sentido, manifestó que aguarda que unas instituciones educativas del distrito de Horqueta sean tenidas en cuenta. 
Ledesma indicó que también serán capacitados unos 150 docentes de las instituciones que recibirán las computadoras, para que el programa tenga efectividad.
El concejal señaló que es el inicio de un proyecto que tiene como objetivo capacitar y expandir el conocimiento de la informática a más de 40.000 niños de la educación primaria de las escuelas del primer departamento.
El proyecto ya se realiza exitosamente en varios departamentos del país. El primero de ellos fue Cordillera, donde los niños han demostrado un gran desarrollo en el uso y aplicación de la tecnología en su aprendizaje.